665-231-nuevo-5.jpg
Ampliar foto
A menudo sabemos de personas amigas que padecen de DISFONIA, y todos tememos por enfermedades muy graves como el Cancer de Laringe... ¿Pero hay otras Patologias relacionadas con la Voz ?

Compartir en Facebook

Enfermedades más frecuentes de la Laringe

 

 

A) Disfonías funcionales

 

Son aquellas alteraciones de uno o de diversos parámetros acústicos de la voz: intensidad, tono o timbre, a causa de la deficiente utilización de los mecanismos de la función vocal: respiración, vibración de las cuerdas, resonancia, articulación, etc. con una morfología aparentemente normal de la laringe.

En toda disfonía hay factores que las favorecen y otras que las desencadenan, como las infecciones, el tabaquismo, el alcohol, las alergias, las tensiones, las alteraciones posturales, etc.

La disfonía hiperquinética o afonía se presenta generalmente después de esfuerzos vocales intensos y sostenidos, con carraspera, sensación de mucosidades o de tener un cuerpo extraño.

La disfonía hipoquinética presenta un estado general de hipotonía y alteraciones posturales. El inicio de la fonación es dificultoso y la voz mejora en la medida que se va hablando. A veces quien la padece se queja de dolor, picor o tensión a nivel faringolaríngeo que, a veces, irradia hacia el oído.

Requieren tratamiento médico.

 

B) Disfonías por lesiones adquiridas

 

Los pólipos son pseudotumores inflamatorios provocados por factores como el tabaco, el alcohol, las afecciones de las vías respiratorias superiores o el abuso vocal. Los esfuerzos vocales violentos, como la tos, los gritos, tocar instrumentos de viento, etc. pueden favorecer los pólipos. El tratamiento es quirúrgico asociado a reeducación vocal y a la supresión del tabaco y de los factores favorecedores.

 

El pseudo-quiste seroso es un edema localizado en las cuerdas vocales, un microtraumatismo producido por el abuso vocal, por factores alérgicos predisponentes o por la exposición a agentes irritantes.

 

El edema fusiforme es una lesión que afecta tanto a la submucosa como a la mucosa de las cuerdas vocales. El abuso vocal es el principal factor y también la inhalación de agentes irritantes.

Requieren tratamiento médico, reeducación y, a veces, microcirugía.

 

Un nódulo es el engrosamiento de la capa superficial de la mucosa de la cuerda vocal que provoca una disfonía que empeora con la actividad vocal. La voz experimenta una pérdida de frecuencias agudas, y cuando se habla a baja intensidad, suelen producirse desonorizaciones. El timbre de voz es soplado, rasposo y carente de modulación y melodía.

Requiere reeducación y tratamiento médico.

 

El hábito de fumar y el abuso vocal son los dos factores responsables del Edema de Reinke, si bien en la mujer también pueden influir determinadas alteraciones hormonales La disfonía es progresiva con pérdida de la eficiencia vocal con un tono  grave que destaca, sobre todo en la mujer. Hay pérdida del registro agudo. Presenta carraspera y tos constante.

A menudo, la supresión del tabaco, el tratamiento médico y la reeducación resuelven el problema en las formas leves. En las formas más severas se deben practicar, además, una microcirugía.

 

El quiste por retención mucosa está causado por la obstrucción del conducto excretor de una glándula mucosa de la cuerda vocal, después de un episodio inflamatorio agudo de la mucosa cordal. A veces el quiste se puede vaciar espontáneamente experimentando una mejora temporal, ya que el quiste se vuelve a formar.

El tratamiento requiere microcirugía y reeducación vocal.

 

La hemorragia de la cuerda vocal se produce a causa de la rotura de uno o más vasos de la submucosa. Los factores predisponentes son el síndrome infeccioso, el período premenstrual o menstrual, el síndrome asténico general y estar sometido a una gran exigencia vocal, fragilidad capilar constitucional, alcohol, tabaco, etc. Presenta dolor y disfonía súbita que impide continuar la actividad vocal. En la voz cantada resulta dificultoso emitir sonidos agudos, graves y medios de calidad. 

Requiere tratamiento médico y reeducación.

 

El latigazo laríngeo es una lesión provocada por la rotura de vasos sanguíneos de la submucosa o del músculo vocal. A menudo viene acompañado de rotura de fibras musculares formándose un gran hematoma y hemorragia. El esfuerzo vocal brutal, con emisión de sonidos a gran intensidad o un traumatismo sobre la laringe  provoca la rotura de uno o más vasos del músculo vocal además de la rotura de fibras musculares. Presenta dolor muy fuerte y afonía súbita.

Requiere tratamiento médico, y si no se resuelve, se realiza microcirugía.

 

Los granulomas postintubación son una respuesta inflamatoria regenerativa al traumatismo provocado por la sonda anestésica o del tubo de intubación. Provoca la sensación de cuerpo extraño. Si el granuloma impide el cierre cordal, la voz estará alterada, con un tono bajo, un timbre solapado con desonorizaciones, intensidad débil y fatiga vocal.

Normalmente se resuelve con tratamiento médico, pero si es voluminoso, se puede optar por la intervención quirúrgica y/o reeducación vocal.

 

Una lesión consecutiva a la destrucción de la mucosa producida por el abuso vocal sobre la glotis posterior o por el reflujo gastroesofágico es una úlcera de contacto de la cuerda vocal.

Presenta dolor laríngeo a la fonación prolongada que irradia hacia el oído. Existe fatiga vocal pero la disfonía no suele ser muy marcada.

Requiere tratamiento médico con antiinflamatorios, corticoides y mucolíticos, así como el estudio y tratamiento del reflujo gastroesofágico si lo hay.

 

La parálisis recurrencial unilateral es la pérdida de la capacidad de la cuerda vocal y del aritenoides para realizar los movimientos de abducción, adducción y vibración de la mucosa, a causa de la lesión del nervio laríngeo inferior. La principal causa son los traumatismos sobre el nervio en el curso de cirugía torácica o tiroidea.

También se puede producir por las secuelas de la intubación, infecciones virales, o alteraciones del sistema nervioso central.

El síntoma más frecuente es la disfonía que puede ser de intensidad variable.

El tratamiento dependerá de la causa, del pronóstico, de la profesión de los datos que aporten el examen foniátrico, el examen funcional, la estroboscopia, y la electromiografia laríngea.

 

Las lesiones provocadas por cambios en la estructura de la mucosa de la cuerda vocal pueden devenir una laringitis crónica. Los factores que provocan la laringitis crónica son las inflamaciones e infecciones repetidas de las vías aéreas superiores, los hábitos tabáquico y alcohólico, la exposición a agentes irritantes, factores alérgicos predisponentes y el abuso vocal.

La disfonía es el síntoma principal con episodios de afonía. Existe sensación de sequedad faringolaríngea con carraspera constante. La intensidad de la voz puede ser aumentada o disminuida, el tono siempre es más grave y el timbre muy perturbado, rasposo, sordo, áspero, gutural y con desonorizaciones.

El tratamiento pasa por suprimir los factores causantes como el tabaco, el alcohol, agentes irritantes, tratar las alergias o las infecciones y reeducar la voz si existe abuso vocal.

 

Básicamente, las lesiones neoplásicas o cáncer incipiente de la cuerda vocal son producidos por el tabaco, sobre una displasia instaurada a partir de una laringitis crónica, y puede estar en cualquier lugar de la cuerda vocal y puede ser unilateral o bilateral.

Presenta síntomas parecidos a las laringitis crónicas.

El tratamiento pasa por una microlaringoscopia biópsica y tratamiento en función del resultado  

anatomopatológico y ubicación de la lesión.

 

 

C) Disfonías por lesiones congénitas

 

El sulcus glottidis, lesión congénita, puede ser la evolución de un quiste epidermoide que ha fistulizado espontáneamente y forma como una bolsa en el epitelio de la cuerda vocal.

Los síntomas son similares a los del quiste epidermoide.

El tratamiento, también es muy similar al del quiste epidermoide, con  reeducación vocal y microcirugía.

 

El quiste epidermoide es una formación redondeada situada en el corion, de origen congénito y se localizan en la submucosa. Pueden ser unilaterales o bilaterales.

Presentan disfonía desde la infancia o la adolescencia. La disfonía también puede presentarse después de un episodio inflamatorio o después de una utilización exigente y prolongada de la voz hablada o cantada (maestros, cantantes).

El tratamiento comienza por una reeducación vocal preoperatorio seguida de microcirugía.

 

Una fisura paralela en lado libre de la cuerda vocal originada por la adherencia de la mucosa de la cuerda vocal al ligamento cordal, se llama “vergeture”. A menudo, esta lesión congénita tiene antecedentes familiares, padres, abuelos, hermanos, tíos con la voz similar que presenta una disfonía antigua con signos subjetivos como fonastenia, disestesias faringolaríngeas con irradiación cervical, ótica o a cintura escapular con sensación de tirantez y cierre de la garganta, y esfuerzo para hablar.

El tratamiento más eficaz es la reeducación vocal prolongada (30-40 sesiones). Sólo en casos muy concretos se realiza microcirugía para mejorar las disestesias faringolaríngeas y la fatiga.

 

El puente mucoso se forma a partir de un quiste epidermoide que ha fistulizado en dos puntos: superior e inferior. Los síntomas son muy similares a los del sulcus mucoso y el quiste epidermoide.

El tratamiento es microquirúrgico con reeducación pre y postoperatoria.


 Descripción Tipo Tamaño  
Imágenes - Enfermedades más frecuentes de la laringe PDF 28 kb Descargar


Inicio | Nosotros | Historia | Novedades | Enlaces | Galeria de imagenes | Contacto


www.otorrino-tornu.com.ar | Todos los derechos reservados

By Dreams In Design

:: Dreams In Design ::